Detenida la digitalización de obra fotográfica de Ruth Lechuga

La pandemia de Covid-19 tiene en riesgo la continuidad de los trabajos de la Fundación Ajaraca de catalogación, digitalización y preservación del acervo fotográfico de la investigadora Ruth Lechuga (1920-2004), el cual es un valioso registro de más de 50 años de labor en comunidades indígenas de México.

Al ser una asociación civil, esa instancia cultural creada hace cuatro años depende de donativos, apoyos y becas para su mantenimiento y operación, los cuales, a decir de su directora ejecutiva, Brenda Chávez, de por sí siempre han sido muy limitados, pero ahora, con la crisis sanitaria, prácticamente han desaparecido.

Con el fin de hacerse de recursos, la instancia comenzó una campaña de recaudación de donativos entre la sociedad civil y puso a la venta una selección de 10 reproducciones de esa colección, en edición limitada de 50 piezas.

Las imágenes están disponibles en dos formatos: uno de 8 por 10 pulgadas y el otro, de 11 por 14 pulgadas. Sus precios por pieza son de 5 y 3 mil pesos, de forma respectiva, más gastos de envío.

La colección fotográfica de Ruth Lechuga (1920-2004) reúne imágenes de más de medio siglo de trabajo antropológico y etnográfico realizado en gran parte de las comunidades indígenas del país por esa promotora e investigadora del arte popular mexicano.

Está integrada por más de 65 mil piezas, de las cuales unas 25 mil son negativos y lo restante se distribuye entre impresiones, hojas de contacto y transparencias.

Fue heredada a Artes de México, que a su vez la entregó en 2016 con reserva de uso a la Fundación Ajaraca, bajo la encomienda de preservarla y difundirla. En 2017, esa instancia comenzó su inventario, catalogación, limpieza, estabilización, clasificación y digitalización.

A la fecha, este último rubro registra un avance de 86 por ciento de los negativos y 35 de las transparencias, informa Myrna Y. Ramírez, coordinadora del acervo fotográfico, quien destaca que los resultados de esa labor están ya disponibles en el sitio web de la fundación (www.fundacionajaraca.org).

En esta plataforma puede apreciarse una galería con más de 350 de las fotografías, como parte de la estrategia de difusión de ese patrimonio, que incluye también presencia en redes sociales y, cuando sea posible, el montaje de exposiciones.

“Este acervo ha servido para entender muchos aspectos del arte popular mexicano. Su inventario ha permitido identificar 11 grandes temas: arquitectura, arqueología, arte popular, fiestas tradicionales, retratos y vida cotidiana, entre otros. Además, hay fotografías que registran la labor de Ruth en las comunidades”, destaca Brenda Chávez.

La directora ejecutiva de la fundación informa que en tiempos recientes recibieron del Museo Franz Mayer otro lote con más material fotográfico de la investigadora de origen alemán (su verdadero nombre, Ruth Deutsch Reiss), conformado por casi 20 mil piezas, entre fotos personales y de su trabajo en las comunidades. Hay, asimismo, negativos, hojas de contacto, transparencias, impresiones y algo de obra enmarcada que ella tenía lista para exposiciones, detalla.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.